Sabotean cuatro quirófanos del Hospital Clínico de Málaga

Hospital Clinico Universitario Malaga

SEVILLA, 1 Jun. (EUROPA PRESS) -

Cuatro quirófanos del Hospital Clínico Universitario de Málaga amanecieron este pasado jueves con sus equipos de anestesia inutilizados al ser objeto de un sabotaje, ya que el cableado de estos equipos, con los que se ofrece la respiración asistida a los pacientes, había sido cortado intencionadamente, según han advertido a Europa Press fuentes de este complejo hospitalario.

Estas fuentes, que han señalado que el hospital ya ha abierto una investigación interna para depurar las responsabilidades de estos "graves hechos", así como para intentar conocer la autoría de la personas o personas que pudieran estar detrás de este acto de sabotaje, han puntualizado, con todo, que tanto el equipo de técnicos del hospital como los propios profesionales que trabajan en estos quirófanos restablecieron los cables cortados "en apenas diez minutos, por lo que la actividad quirúrgica no se ha visto afectada".

De hecho, las citadas fuentes han aclarado que el centro cuenta con reservas suficientes en almacén de este tipo de cableado, "que va conectados a los equipos por clavijas como las de un ordenador normal", al ser los equipos de anestesia elementos imprescindibles en toda operación.

Según han precisado, el equipo de médico de cirujanos del turno de mañana de este pasado jueves fue quien se percató de estos hechos, en las inspecciones rutinarias que hacen antes de proceder a llevar a cabo las operaciones programadas en horario de mañana y tarde".

En concreto, han detallado que fue sobre las 7,30 horas cuando el equipo médico dio aviso de estos hechos, por lo que desde el hospital barajan como posibilidad que la persona o personas que llevaron a cabo el acto de sabotaje lo hiciesen o durante la noche del miércoles o a primera hora del jueves, antes de entrar el turno de cirujanos de mañana.

Desde el hospital, que han tildado los hechos de "lamentables y muy graves" al producirse en una área "sensible y restringida del hospital", han insistido a Europa Press que la premura y diligencia con la que actuaron los profesionales del Clínico consiguió que los cables dañados se repusieran "apenas diez minutos después de tener constancia de estos actos, ya que es un cableado de fácil reposición".

Según publica este viernes el rotativo Diario Sur de Málaga, los pacientes que tenían asignada la primera operación de la mañana en esos cuatro quirófanos fueron bajados entre diez y 20 minutos después de la hora fijada.